Home Voces Públicas Cómo detectar Fake News en Redes Sociales

Cómo detectar Fake News en Redes Sociales

Cómo detectar Fake News en Redes Sociales

Internet ha transformado paulatinamente la manera de dar y consultar las noticias. Ahora no necesitamos esperar al impreso de mañana o al noticiero de la noche para conocer los sucesos más relevantes del día…prácticamente los conocemos en tiempo real.

Pero el flujo permanente de información ha traído consecuencias no tan gratas. Una de ellas es la reproducción de noticias falsas (fake news).

Desviar la atención de asuntos públicos importantes, generar tráfico en ciertas páginas web, mostrarte publicidad, esparcir virus o, simplemente, trollear, son algunas de las motivaciones por las que alguien decide generar y circular noticias falsas.

Bien, ¿cómo podemos evitarlas? Aquí algunos tips:

  1. No te alarmes. A todos nos ha pasado que estamos scrolleando el mouse en facebook para ver las nuevas publicaciones de nuestros contactos, y de repente nos topamos con una noticia impactante. El primer error es no leer. Vemos la imagen, leemos sólo el atractivo título y de inmediato queremos compartir esa noticia que parece impostergable. Tranquilo, el mundo no mejorará por tu post instantáneo. Primero piensa si esa supuesta noticia no es lo suficientemente increíble como para que, más allá de facebook, los noticieros ya estén hablando de ella.
  2. Verifica que la página/blog/portal sea serio. Si crees que la noticia es posible, revisa, sin abrir, el link referenciado. Muchas veces sucede que quienes crean noticias falsas se valen de direcciones raras como quixthrue.com o de direcciones que, si no pones mucha atención, son copia de otras: LaJ0rnada.com. Antes de abrirlo cerciórate de que sea una página real, de lo contrario estarás abriendo spam o, incluso, activando un virus.
  3. ¿Es fiable? Bien, decidiste abrir la noticia y aparentemente todo está bien: tu computadora no ha explotado ni tampoco apareció la broma de una chica gimiendo con el volumen al cien por ciento en tu escuela u oficina. Lo siguiente es leer detenidamente y pensar, ¿está bien escrita? ¿provee de información basada en fuentes y datos o sólo son afirmaciones sin sustento? ¿el tono es serio o busca generar morbo? ¿aparece el nombre del periodista que la publica? Es muy importante verificar que la noticia contenga referencias a personajes, discursos, entrevistas, bases de datos, fotografías o hechos previos que cotejen las afirmaciones hechas; también debes poner atención en la redacción. Por lo regular, si una nota tiene varias faltas de ortografía, aun cuando fuera verdad, no es seria. Por otro lado, si es demasiado amarillista, lo mejor será que dudes de la veracidad y consultes otras fuentes. Es posible que no sea falsa, pero sí tendenciosa. Otra cosa es la firma del periodista. Los periódicos y portales serios colocan al principio o al final de la nota quién la escribió, o al menos colocan “redacción” o algo similar cuando se trata de un boletín enviado por fuentes oficiales.
  4. Fecha de publicación. Otro error común es dar como actual un acontecimiento previo. Bueno, seguiste con cautela los pasos previos y resulta que la impactante noticia es cierta. Ahora, revisa que la fecha de publicación sea reciente, suele pasar que una noticia viral recorre las redes sociales por meses y a lo mejor tú apenas, por increíble que parezca, te estás enterando de algo que lleva mucho tiempo publicado.
  5. Imágenes de apoyo. Una estrategia muy utilizada por quienes propagan noticias falsas para generar aún mayor impacto, es acompañarlas de imágenes desgarradoras. Esto ocurre mucho con noticias sobre la guerra. Alguien ocupa una fotografía de Irán de 2008 y asegura que se trata de Venezuela en 2017. Afortunadamente, los usuarios suelen desmentir la mayoría de éstas.
  6. Consulta otras fuentes. Para confirmar que una noticia es verídica, vale utilizar otras fuentes de información. Ve a los medios “más grandes” o reconocidos y revisa si ellos han publicado algo al respecto. Si no lo han hecho, espera un poco de tiempo, tal vez la noticia no sea falsa sino que requiere de mayor tratamiento e investigación; por ejemplo, aquellas que tienen que ver con seguridad pública o narcotráfico. Por otro lado, cuando consultas otras fuentes no sólo confirmas información, también contrastas diferentes perspectivas editoriales y esto contribuye a la reflexión, crítica y formación de un criterio robusto y sólido respecto al tema en cuestión.
  7. Ante la duda no compartas. Si aún con todo lo anterior tienes dudas de la autenticidad de la noticia, no la compartas. Puede que en lugar de difundir información que parezca importante, estés, de hecho, contribuyendo a la desinformación.
  8. Finalmente, si identificas una noticia falsa en redes sociales (principalmente en facebook), genera una denuncia para que el contenido sea retirado.

Fuente: Ágora Informativa

En fin, la idea no es que andes paranoico creyendo que ahora todo es falso, sino que dudes de la veracidad de las noticias hasta que tengas los elementos suficientes para constatarlas. Y con base en ello, reproducirlas.

Por: César Palestina Reséndiz // @PalestinaCar 

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.